¿Por qué hay que prepararse ya para el potencial del 5G?

¿Por qué hay que prepararse ya para el potencial del 5G?

En un estudio elaborado recientemente, hemos descubierto el gran escepticismo que existe entre los principales ejecutivos del mundo hacia el 5G. De hecho, más de la mitad no espera que esta tecnología les permita hacer mucho más de lo que ya hacen. Estas respuestas nos sugieren que muchos de los líderes de negocio actuales no entienden ni la tecnología ni su potencial disruptivo.

Hay pruebas que demuestran que el 5G ofrecerá una velocidad y capacidad 100 veces mayor que la tecnología móvil actual. Además, la reducción drástica del uso de energía y de la latencia posibilitarán la creación de una amplia gama de productos y servicios innovadores con enormes beneficios tanto sociales como económicos. El 5G no sólo será capaz de competir directamente con los sistemas inalámbricos de banda ancha más rápidos, sino que también hará posibles aplicaciones disruptivas. Entonces, ¿por qué los ejecutivos son tan escépticos? El hecho de que el impacto del 5G se vaya a repartir entre muchos sectores y comunidades de usuarios, haciendo que su valor futuro sea difícil de ver y de medir, puede ser la respuesta.

En mi próximo libro, 'Pivot to the Future', que he escrito junto con Paul Nunes y Larry Downes, mostramos cómo se están generando desajustes entre el potencial de las nuevas tecnologías, como la Inteligencia Artificial, la televisión inmersiva o la computación cuántica, y sus beneficios actuales y potenciales. La mayoría de los ejecutivos ven en estas tecnologías la posibilidad de mejorar sustancialmente sus negocios en la actualidad en lugar de imaginar su capacidad para remodelar industrias, y en términos más generales, resolver problemas sociales.

Cuando las nuevas innovaciones disrumpen industrias o hacen posible aplicaciones para nuevos grupos de consumidores –incluyendo aquellos que hasta ese momento estaban desatendidos-, los enfoques tradicionales de estrategia y planificación subestiman el impacto real, lo que retrasa la inversión y hace perder oportunidades. Estos fallos se acumulan en forma de pérdidas para las empresas, los consumidores y hasta la sociedad en su conjunto, en lo que nosotros llamamos “el valor atrapado”.

Por dar un ejemplo, la vivienda conectada generará un beneficio increíble. Con sensores que monitorizan y dispositivos que asisten en todos los ámbitos, desde la movilidad hasta la medicación, los mayores podrán quedarse en sus casas en mayor proporción y durante más tiempo. Las capacidades técnicas del 5G permitirán a los hogares inteligentes liberar un enorme valor atrapado, ya que reducirán los costes de atención médica, mejorarán la calidad de vida y permitirán comunidades más diversas e inclusivas. 

Más allá de los hogares, la velocidad, capacidad y fiabilidad de las redes 5G acelerarán el valor atrapado en otros ámbitos. La agricultura, por ejemplo, será mucho más eficiente con sensores conectados al suelo, drones que vigilen los cultivos y tecnologías que monitoricen el clima. El entretenimiento móvil también mejorará gracias a la velocidad y la baja latencia, complementado con nuevas dimensiones de interacción a través de la realidad aumentada y virtual.  

Aunque todavía hay cierta incertidumbre sobre el 5G, las compañías deben estar preparadas para su llegada. Si no lo hacen, nuevos actores irrumpirán en el mercado, desencadenando el tipo de disrupciones que ya han agitado a sectores tan maduros como el entretenimiento (iTunes y Netflix), transporte (Uber y Lyft), o producción (impresión 3D). 

Además, hay que tener en cuenta que el enfoque clásico de esperar a que surjan nuevos mercados en los que entrar más tarde, tampoco funciona. Muchas de las nuevas aplicaciones que el 5G hará posible se alimentarán de ecosistemas interconectados que van más allá de las fronteras de los sectores tradicionales. 

Es por todo ello que desde Accenture recomendamos un enfoque dinámico y a la vez dimensionado para planificar e invertir en el 5G desde ya. Ha llegado el momento de comenzar a identificar socios y experimentar nuevas formas de colaboración e inversión.

Adaptación del artículo “El potencial del 5G y por qué las empresas deberían comenzar a prepararse para ello”, publicado en HBR.org el 5 de marzo de 2019.


Omar Abbosh, Group Chief Executive de Comunicación, Medios y Tecnología en Accenture.

Texto publicado en Executive Excellence nº156-abril de 2019.