Tendencias en logística dentro del e-commerce

El consumidor medio de comercio electrónico no tiene excesiva experiencia en esta fórmula de compra, lo que le hace demandar a su proveedor señales que refuercen su confianza para sentirse seguro. 

Como indica el “Libro Blanco de la Logística eCommerce” presentado por PackLink, se prevé que el comercio electrónico español facture más de 22.000 millones de euros en 2016. Y si, además, alrededor de un 40% de las transacciones necesitan valerse de soluciones logísticas, no hay duda de que los operadores serán una pieza clave para el desarrollo de los canales de venta online. La e-logística cubre todos los eslabones de la cadena de valor, desde el almacenamiento, el picking hasta la gestión del stock y su distribución final.

En la elección de partners logísticos para el desarrollo de las entregas a los consumidores, al margen del precio que podamos negociar, los e-tailers buscan garantías en cuanto a los plazos de entrega y la trazabilidad de las operaciones. En concreto, un 34% de los encuestados, según refleja el informe antes citado, señala los plazos de entrega como su máxima prioridad, mientras que para un 28% la trazabilidad es un factor esencial.

No resulta despreciable la importancia concedida a la capacidad internacional que tenga el proveedor logístico, considerada básica para un 7% de los encuestados, dado que cada día es más frecuente que un producto esté disponible para tanto para el mercado nacional como internacional.

Respecto a la disponibilidad del servicio de puntos de conveniencia, en España aún tiene mucho margen de penetración. En cambio, en Europa es una alternativa de entrega muy valorada por los clientes, gracias a la flexibilidad que aporta y al menor coste que supone.

Pero dentro de todos, posiblemente el criterio mejor definido para la selección del proveedor logístico sea su capacidad de prestar servicios para manejar productos frescos, un campo donde todavía no disponemos de demasiada oferta, puesto que el mantenimiento de la cadena del frío supone una complicación a la logística en general.

Para resolver esta ecuación nació en su día SEUR Frío, y se ha convertido ya en uno de los servicios estrella de la compañía. Mantener la cadena de frío en los productos frescos y/o más delicados es el objetivo con el que se creó una flota especializada, un transporte dotado de una fiable seguridad para garantizar que los productos se mantengan con una temperatura controlada de entre +2ºC y +8ºC. Además SEUR Frío incluye la entrega garantizada con nuestros servicios preferentes SEUR 10 y SEUR13:30.

Como hemos podido comprobar, los retos asociados al e-commerce son variados y evolucionan a una velocidad vertiginosa. Conocer las demandas del consumidor e ir un paso por delante es la única opción para responder con éxito y mejorar la satisfacción del consumidor online. Por ello, SEUR innova constantemente para desarrollar soluciones que se adapten a los hábitos de vida de los e-consumers.


Imprimir   Correo electrónico