Exolum diversifica su actividad con el objetivo de convertirse en un actor relevante en el desarrollo de nuevos vectores energéticos

Exolum diversifica su actividad con el objetivo de convertirse en un actor relevante en el desarrollo de nuevos vectores energéticos

Ante este nuevo paradigma, Exolum va a continuar desarrollando de forma eficiente y sostenible su actividad tradicional de transporte y almacenamiento de hidrocarburos con el objetivo de garantizar el acceso de la sociedad a los combustibles, avanzando hacia la diversificación y ampliación de servicios logísticos de otros productos que permitan aprovechar las capacidades de la compañía y asegurando la sostenibilidad del negocio. Además, está llevando a cabo proyectos de I+D+i relacionados con el desarrollo de las energías alternativas, que contribuyan a la sostenibilidad del planeta y a posicionarse en nuevos sectores en los que la experiencia de la compañía aporte valor.

Exolum ha llevado a cabo, asimismo, un ambicioso proceso de expansión internacional que le ha permitido convertirse en la principal empresa europea del sector y en una de las más importantes del mundo, con presencia en ocho países. La última operación, cerrada a finales del año pasado, fue la adquisición de 15 nuevas terminales de almacenamiento en Reino Unido, Irlanda, Alemania y Países Bajos lo que ha consolidado su presencia internacional, diversificación y ampliación del negocio de almacenamiento de productos químicos y biocombustibles.


Exolum ha iniciado proyectos relacionados con el almacenamiento y distribución de productos químicos, eco-combustibles, hidrógeno o economía circular


En el sector aéreo la compañía continuará potenciando su crecimiento internacional en la prestación de servicios especializados en logística de combustibles de aviación y apostando por el desarrollo de combustibles sostenibles.

En total, la compañía cuenta con una plantilla de 2.300 profesionales y opera en 8 países: España, Reino Unido, Irlanda, Alemania, Holanda, Panamá, Ecuador y Omán, con una red de oleoductos de más de 6.000 kilómetros, 68 terminales de almacenamiento y 45 instalaciones aeroportuarias, con una capacidad total de más de 11 millones de metros cúbicos.

Diversificación y nuevos negocios

Dentro de este proceso de diversificación, Exolum está desplegando iniciativas que permiten aprovechar su experiencia como gestor integral de infraestructuras de almacenamiento, transporte y distribución de productos energéticos, para el desarrollo de soluciones logísticas integrales en las que la calidad del servicio, la seguridad de suministro, y la eficiencia y competitividad son los pilares fundamentales.

En este sentido Exolum quiere ser un actor relevante en el desarrollo del sector del hidrógeno que va a desempeñar un papel decisivo en el mix energético del futuro. Para ello la compañía ha presentado una cartera de proyectos de hidrógeno renovable en las manifestaciones de interés publicadas por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico y por el Ministerio de Industria. Esta cartera de proyectos lleva asociadas inversiones que superan los 500 millones de euros e incluye diferentes proyectos a desarrollar en la Península Ibérica, Baleares y Canarias.

La apuesta de Exolum es integrar soluciones a lo largo de toda la cadena de valor de producción, transporte, almacenamiento y distribución de hidrógeno verde. Uno de los proyectos más ambiciosos es el desarrollo de corredores de hidrógeno que permitan cubrir todo el territorio peninsular, permitiendo que el nuevo vector energético tenga una penetración homogénea. La compañía también está desarrollando alianzas a lo largo de la cadena de valor del hidrógeno que permitan el desarrollo de nuevas tecnologías.

La economía circular es otra de las estrategias en las que se está focalizando Exolum con el objetivo de aprovechar su situación geográfica y su amplia experiencia en el sector de hidrocarburos, para desarrollar proyectos relacionados con el tratamiento de aguas o de residuos. En este sentido, la compañía está proyectando la construcción de una planta de reciclado de residuos en el puerto de Algeciras que permitirá transformar las aguas residuales en combustible para buques.


La compañía continuará desarrollando de forma eficiente y sostenible la actividad de transporte y almacenamiento de hidrocarburos y creciendo en el sector de aviación


El desarrollo de combustibles líquidos bajos en carbono, ecocombustibles, es otro de los proyectos en los que trabaja la compañía, en colaboración con el sector, para facilitar su introducción en el mercado. En este sentido, Exolum cuenta en España con infraestructuras plenamente adaptadas para el almacenamiento y distribución de biocombustibles, y colabora con el sector petrolífero en el desarrollo y promoción de biocombustibles avanzados de 2ª generación.

Exolum también está apostando por la promoción, comercialización y distribución de combustible sostenible de aviación (SAF) y ha desarrollado la plataforma AVIKOR que ofrece tanto a particulares como a empresas que despeguen desde España, volar de forma más sostenible al permitir reducir las emisiones de su vuelo utilizando combustible sostenible de aviación (SAF).

Para apoyar esta diversificación Exolum cuenta con una división que fomenta la innovación y el emprendimiento dentro de la compañía denominada Exolum Ventures, en la que trabaja junto a otros emprendedores o startups que puedan contribuir a innovar más rápido y mejor, combinando en muchos casos la infraestructura tradicional con nuevas aplicaciones digitales. 

Sostenibilidad

Exolum ha firmado el Pacto Mundial de Naciones Unidas por el que se compromete a contribuir al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible fijados por la ONU en 2015 y cuenta con una estrategia de sostenibilidad que tiene como objetivo reducir sus emisiones de CO2 en un 50% en 2025 y convertirse en una empresa cero emisiones en 2050.

Para ello se están desarrollando diferentes iniciativas que reduzcan el consumo de energía y garanticen su origen renovable, incluyendo la construcción de parques fotovoltaicos en las instalaciones para la generación y autoconsumo de electricidad 100% renovable.

Exolum también está participando en dos proyectos relacionados con el reciclado de plásticos para la producción de combustibles líquidos y ha incorporado un nuevo buque de nueva generación más eficiente que dispone de las últimas tecnologías para reducir las emisiones de SOx y NOx. 


La estrategia de sostenibilidad de Exolum tiene como objetivo reducir sus emisiones de CO2 en un 50% en 2025 y convertirse en una empresa cero emisiones en 2050


Durante este año de pandemia la compañía se ha adaptado con rapidez y agilidad a la situación manteniendo los servicios y dando la respuesta que los clientes esperaban: un servicio de calidad y con la seguridad como premisa fundamental, con la finalidad de adaptarse a sus necesidades y garantizar el suministro de combustibles al país. La compañía mantiene activo un plan contingencia para preservar la salud de todos los empleados y colaboradores, y garantizar la actividad de las infraestructuras y el abastecimiento de combustibles. 

Resultados 2020

El beneficio después de impuestos del Grupo Exolum en 2020 ascendió a 167,7 millones de euros, lo que supone una disminución del 41,2% respecto al año anterior.

Los ingresos de explotación alcanzaron los 635,3 millones de euros, un 16,6% menos que en 2019, debido principalmente a la logística comercial, tanto en España como en Reino Unido, al almacenamiento de productos petrolíferos, así como al sector de aviación.

La aportación de los negocios internacionales ha continuado creciendo y supone el 19,4% del total del grupo. Por su parte, los gastos de explotación se situaron en 407,3 millones de euros, un 3,5% más que en 2019.

El EBITDA del Grupo Exolum alcanzó los 337,5 millones de euros, un 26,6% menos que en 2019, debido al impacto del COVID-19 en la actividad de la red logística de todas las empresas que forman el Grupo Exolum.

Inversiones 

El Grupo Exolum invirtió 101,3 millones de euros en 2020, un 23,1% más que el ejercicio anterior, para continuar con la mejora de sus infraestructuras y servicios, tanto en España como en el resto de los países en los que opera.

En España, la compañía destinó 54,2 millones de euros a la ejecución de diferentes proyectos. En concreto, el 67,6% de esta cantidad se dedicó a inversiones de mantenimiento y de crecimiento del negocio, necesarias para garantizar el estado óptimo de las infraestructuras y asegurar la aportación de valor a los clientes, el 18,9% a la renovación, ampliación y modernización de los equipos, y el 13,5% a proyectos de medioambiente y de seguridad. 

En Reino Unido, la compañía destinó 37,6 millones de euros a continuar con la modernización de su red logística para incrementar su eficiencia y seguridad, y en Irlanda dedicó 2,6 millones de euros a seguir ampliando la instalación de almacenamiento de combustibles del aeropuerto de Dublín.  

El resto de las inversiones se dedicaron a la actividad de Exolum en otros países y otras inversiones en innovación.


 La compañía obtuvo un beneficio después de impuestos de 168 millones de euros en 2020 un 41,2% menos e invirtió 105,1 millones de euros un 23,1% más


Actividad en España

Las salidas de productos petrolíferos desde las instalaciones de Exolum en España alcanzaron los 36 millones de metros cúbicos en 2020, lo que representa una bajada del 24,3% respecto al año anterior. Esta disminución se ha debido a la reducción de la movilidad generada como consecuencia la pandemia de la COVID-19 y que continúa afectando a la demanda de productos de automoción y especialmente a los de aviación, muy afectados por la drástica caída de tráfico aéreo sufrida en 2020.

Por productos, las salidas de gasolinas y gasóleos disminuyeron un 15,0% respecto a 2019, las de queroseno y gasolina de aviación un 62,8%, y las de fueles e IFOS disminuyeron un 47,2%. Además, Exolum continúa prestando el servicio de expedición de Naftas que comenzó en diciembre de 2017, suministrando cerca de 1,1 millones de m3 en 2020.

Durante 2021 las salidas de productos de automoción se han incrementado respecto a 2020 aunque comparadas con el periodo previo a la pandemia en 2019 las salidas se sitúan un 9% por debajo. La demanda de productos de aviación continua muy baja, un 75% por debajo de los niveles de 2019.